La historia de la ropa de camuflaje – 707 TACTICAL GEAR

-

El camuflaje y sus contradicciones: de desaparecer a aparecer, de guerra a paz. 

Una tendencia nacida en la guerra y utilizada a finales de los 60 por mujeres que vestían uniformes de camuflaje en manifiesto a favor de la paz, una tendencia nacida de la necesidad de esconderse del enemigo y evolucionada para satisfacer el deseo de no pasar desapercibida, es más, de mostrarse bonitas a los ojos de los demás.

¡Conozcamos más sobre la historia del camuflaje!

A principios de la década de 1900, los soldados vestían uniformes de colores sólidos y muy brillantes, tanto para crear una mayor distinción entre los ejércitos durante las batallas como porque se creía que cuanto más evidente era el color, más insistían los enemigos del ataque. 

Con la guerra de trincheras, la tendencia cambió y la gente empezó a intentar hacerse lo menos visible posible, a camuflarse con el entorno circundante, camuflándose en la naturaleza, con colores por tanto ligados a los paisajes en los que se libraban las batallas: negro, verde, caqui, marrón en sus distintas tonalidades.

Una curiosidad es que el Ejército francés, que fue el primero en combinar el estudio del camuflaje con las fuerzas armadas, estableciendo un verdadero Cuerpo dentro del Cuartel General francés, fue sin embargo el único que no adoptó durante toda la Segunda Guerra mundial cualquier prenda de camuflaje.

A diferencia del ejército francés, el uso de prendas de camuflaje se ha extendido exponencialmente tanto en el arte (baste mencionar al exponente más famoso Andy Warhol y su serie Camouflage Self-Portrait, con la que el artista experimentó con el camuflaje con colores que son cualquier cosa menos camuflaje) como en el enorme y ecléctico mundo de la moda, convirtiéndose en uno de los imprescindibles de las colecciones casual y pasando de la pasarela a todos los aspectos del día a día.

La actualidad del camuflaje

El camuflaje cubre no solo ropa, jerseys y pantalones, sino también ropa interior y complementos como zapatos, gorras, bolsos, móviles e incluso autos, con una tendencia lejos de querer esconderse. 

Es posible encontrar este tipo de estampados combinados con el uso de colores vivos, incluso fluorescentes, que van desde el amarillo hasta el rosa impactante, pasando por el naranja, el verde, el blanco, el azul y cualquier combinación que se les ocurra a los gurús de la moda.

Así, esperamos que el camuflaje siga evolucionando y adaptándose a las tendencias y exigencias de la moda, aunque siempre seguirá manteniendo su verdadera esencia.

Source
La historia de la ropa de camuflaje – 707 TACTICAL GEAR is written by admin for www.707tacticalgear.es

Share this article

Recent posts

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Recent comments